Imprimista

Todo sobre impresoras 3D

El nuevo descubrimiento de la impresión 3D: Implantes dentales

La última innovación en impresión 3D podría cambiar nuestra manera de pensar acerca de la visita al dentista. Investigadores holandeses de la Universidad de Groningen están desarrollando la creación de un diente impreso en 3D hecho de un material sintético antimicrobiano que mata las bacterias responsables de la caries en los dientes.

Imagina unos dientes blancos, sin la acumulación de bacterias que causan problemas dentales. A mucha gente quizás no le agrade tener implantado un diente impreso en 3D dentro de la boca, pero suena mucho mejor que tener que lidiar con un dolor de muelas o una caries.

El nuevo descubrimiento de la impresión 3D: Implantes dentales

Para los investigadores holandeses, el paso clave en el desarrollo de la lucha contra las bacterias bucales, era encontrar el material adecuado para poner dentro de la impresora 3D. En este caso, el amonio cuaternario antimicrobiano integrado dentro de los polímeros de resina dental ha sido el material elegido.

Cuando esta mezcla se pone en una impresora 3D, se endurece con luz ultravioleta para crear un modelo sólido en 3D.

Probaron estos dientes 3D para ver si eran eficaces contra las baterías, y para ello los cubrieron con saliva humana y los expusieron a las bacterias que causan la caries. ¿El resultado? Los dientes antibacterianos mataron a más de un 99% de todas las bacterias y no mostraron signos de perjudicar a las células humanas.

Sin embargo, todavía hay un largo camino por recorrer antes de que este escenario de impresión 3D se convierta en una realidad. Todavía no se ha probado en una boca humana, solo en el laboratorio; por otra parte, no está claro cómo podría reaccionar el diente al cepillado y la aplicación de pasta de dientes.

A pesar de estas dudas, está claro que es un producto médico con una aplicación previsible en un futuro próximo.

Hay razones para ser optimistas, pues la impresión 3D en el campo de la odontología no es nuevo. La compañía de impresión 3D Stratasys lanzó una impresora capaz de imprimir dientes, encías y nervios realistas para especialistas en odontología.

La impresora utiliza materiales dentales de la empresa PolyJet, prometiendo unas encías suaves y con color, una gama de tonalidades naturales e incluso canales de nervios para modelos dentales tan realistas, que los profesionales pueden utilizarlo para complicados procedimientos dentales.

Es difícil negar el creciente papel de las impresoras 3D en la medicina y la odontología. Continuamente se intenta imprimir huesos humanos, piel, tejidos e incluso órganos.

Así como los coches tienen partes que necesitan ser reemplazadas después de un cierto número de kilómetros, los seres humanos también tenemos ciertas partes que necesitan ser reemplazadas después de un cierto número de años. Esto es especialmente cierto ahora, que las personas viven más años que nunca.

Se puede pensar en los dientes 3D como piezas de recambio personalizadas para tu boca. Y lo mejor de todo es que se puede imprimir un diente 3D en menos de 10 minutos.