Imprimista

Todo sobre impresoras 3D

Cómo una impresora 3D te ayuda a ganar dinero

¿Quieres hacer una inversión que promete un 100 por ciento de retorno del dinero? Entonces compra una impresora 3D de bajo costo y código abierto, conéctalo y empieza a imprimir artículos para el hogar.

En un estudio reciente publicado en Technologies, un profesor de la Universidad Tecnológica de Michigan ha determinado lo practico y rentable que sale imprimir en 3D para el consumidor medio.

Cómo una impresora 3D te ayuda a ganar dinero

No sólo encontró que los consumidores pueden amortizar el dinero gastado en seis meses, sino que también pueden ganar casi un 1.000% de retorno de la inversión durante un período de cinco años. Utilizando sólo los 26 objetos analizados en el estudio se ahorra más de 4 millones de dólares. Hay varios millones de diseños digitales 3D gratis online.

Para compilar los datos, se ha utilizado a una persona que no tenía experiencia previa con impresoras 3D. Utilizaron una Lulzbot Mini, un modelo de bajo costo que puede imprimir en alta resolución, funciona con una gran variedad de sistemas operativos y es compatible con hardware y software de código abierto (lo que significa que todos los códigos fuente asociados a la impresora y sus programas, están disponibles gratuitamente y pueden ser modificados).

La puesta en marcha apenas llevó media hora, y encontraron un diseño digital de 26 artículos populares que se utilizan todos los días.

Después de imprimirlos, se llevó a cabo el análisis económico. Simularon el uso de la impresora 3D durante un periodo de 6 meses, con el supuesto de que un hogar estándar puede imprimir un artículo "casero" a la semana.

Se imprimieron artículos bastante populares, tales como porta herramientas, clips y cabezales de duchas. Analizaron cada artículo calculando el gasto de energía en la impresión y el material utilizado para determinar el coste. Y luego realizaron un análisis de ganancias por artículo.

Por cada producto impreso, desde accesorios de la cámara GoPro hasta herramientas Dremel, se comparó el precio más alto y el más bajo. Por ejemplo, en el caso de un teléfono fijo impreso, se comparó el costo de la compra de un teléfono de alta gama, con el modelo más barato disponible.

Las comparaciones de bajo costo dieron un promedio de ahorro de 93%, mientras que las comparaciones de alto costo dieron un promedio de ahorro de 98.65%.

Con las estimaciones de bajo costo, la impresora se puede pagar en 3 años, y todos los costes asociados con la impresión (precio del material y la electricidad), proporcionando un 25 por ciento en retorno de la inversión.

Después de cinco años, el retorno es de más del 100%. Con las estimaciones de alto coste, la impresora se paga al cabo de seis meses. Y al cabo de cinco años, no sólo se recupera todos los gastos asociados con la impresión, sino que ahorras más de 12.000 dólares.

Hay que tener en cuenta que un ciclo de vida de cinco años para la impresora es razonable, sobre todo porque la Lulzbot Mini es de fuente abierta, y todos los archivos de actualización y reparación se pueden obtener gratuitamente online.